La fecundación in Vitro (FIV) es la técnica de reproducción asistida en la que la unión de los óvulos y de los espermatozoides ocurre en el laboratorio (de aquí viene su nombre de “in Vitro”) para llegar a conseguir embriones que serán transferidos a el útero días después. Si se produce la gestación, evolucionará de forma natural como cualquier otro embarazo.

El embrión necesita incubarse en el ambiente adecuado para desarrollarse (temperatura, oscuridad, osmolaridad, pH y nutrientes básicos). En el Laboratorio de Reproducción Asistida y Embriología de Fertilab intentamos que el ambiente sea lo más parecido posible al que ocurriría en las trompas de Falopio si la fecundación hubiera sido “in vivo”. El tercer día, el embrión, que aún no ha comenzado a diferenciarse, acostumbra a tener 8 células. Cada célula tiene la misma información genética y se llaman pluripotenciales. Es a partir de este momento en que los embriones precisan otras substancias y factores de crecimiento y es por eso, que es el mejor momento para transferirlos al útero.

Habitualmente la FIV se acompaña de un tratamiento hormonal para estimular el desarrollo de más de un óvulo. Idealmente, intentamos conseguir el crecimiento de unos 8-10 folículos entre ambos ovarios. De esta forma aumentan las posibilidades de conseguir un embrión viable para implantar.

Pasos a seguir

1. Estimulación Hormonal
2. Recuperación de óvulos
3. Laboratorio fiv- icsi
4. Fecundación convencional

Estimulación hormonal

El tratamiento de estimulación hormonal utilizado para la FIV requiere habitualmente mayor dosis que en el caso de la inseminación, ya que se trata de conseguir una mayor respuesta ovárica. Sin embargo, un número excesivo de óvulos puede empeorar la tasa de implantación embrionaria, dado que la hiperestrogenonémia que la acompaña es perjudicial para la receptividad del endometrio. Por tanto, el objetivo ideal es obtener un número intermedio de óvulos que aseguren la fecundación y la posterior selección embrionaria, pero que no perjudiquen la implantación.

Una adecuada estimulación hormonal, convenientemente personalizada, controlada mediante ecografía y niveles plasmáticos de estradiol, será clave para el éxito de la técnica. En Fertilab, al realizar el seguimiento siempre con una misma ginecóloga, adecuamos la estimulación a cada mujer y a cada ciclo, a la vez que se establece una mayor confianza y comunicación entre ambas.

Recuperación de óvulos: Punción folicular transvaginal

La recuperación de óvulos o punción folicular consiste en un procedimiento quirúrgico ambulatorio, que se realiza por vía vaginal y guiado por ecografía. Para realizar la punción folicular transvaginal se acopla a la sonda ecográfica una guía por donde pasará la aguja. Se realiza la punción de cada uno de los folículos ováricos, aspirando el contenido líquido y el óvulo que se encuentra nadando en su interior. Durante el proceso de aspiración los tubos de recogida del líquido folicular se mantiene a temperatura constante de 37º C dentro de un bloque térmico.

El proceso dura entre 15 y 20 minutos y se realiza bajo sedación anestésica, lo que permite el máximo confort y seguridad de la paciente. Habitualmente la recuperación es rápida y la paciente se va de alta de la clínica a las 2-3 horas. La tasa de complicaciones es mínima.

La punción folicular se realiza en quirófano ya que requiere condiciones de esterilidad y el uso de anestesia. No obstante, en Fertilab, el quirófano es de uso exclusivo para la fertilidad, consiguiéndose así un ambiente sano y relajado: un lugar privilegiado y único con un ambiente acogedor que nuestros pacientes agradecen.

Una vez en el laboratorio, si se han encontrado los óvulos, la pareja habrá de recoger la muestra de semen.

Laboratorio de FIV ICSI

Bajo el microscopio, las embriólogas buscan los óvulos que nadan en el interior de los folículos. Los óvulos son las células más grandes del cuerpo humano y unidos a las células del cúmulo, se pueden observar con facilidad. Se lavan para eliminar los hematíes y se guardan en medio de cultivo.

Se seleccionan los espermatozoides mediante el procedimiento de gradientes de diferentes densidades. Se precisan pocos espermatozoides pero de la mejor calidad posible. Por eso, -en Fertilab insistimos mucho en este aspecto- recomendamos entregar la muestra con pocos días de abstinencia sexual –entre 2 y 3 días (nunca más de 3)- ya que a medida que aumentan los días de abstinencia, aumenta también la cantidad de espermatozoides con el ADN fragmentado.

Existen dos técnicas para fecundar óvulos:

Fecundación convencional (FIV clásica)

Se incuban los óvulos con una concentración de espermatozoides móviles de 200.000/ml para que se fecunden de manera espontánea y natural. En casos de factor masculino severo o en fallo de fecundación en un ciclo de FIV previo, no se realiza esta técnica y se microinyectan todos los óvulos.

Microinjección espermática intracitoplasmática (ICSI)

Se selecciona un espermatozoide móvil para cada óvulo maduro y mediante una micropipeta y técnicas de micromanipulación, se deposita dentro del citoplasma oocitario. Se utiliza en factores masculinos severos, cuando la concentración de espermatozoides es muy baja o bien no presentan una movilidad adecuada.

En Fertilab, siempre que es posible, intentamos fecundar los óvulos con ambas técnicas para tener más posibilidades de actuación y de éxito.

Al día siguiente de la punción podremos valorar cuantos óvulos han fecundado correctamente observándose la presencia de pronúcleos. En cada pronúcleo se encuentra la mitad de la información genética de la mujer y del hombre. Un día después se habrán dividido y podremos valorar la calidad embrionaria. En este momento, el embrión debería tener 4 células. Al tercer día de la punción, los embriones deberían llevar 7-8 células. Los embriones se clasifican según el número de células, la fragmentación, el ritmo de división, la presencia de núcleos y otros parámetros, en una escala que va del 1 al 10 y otra que tiene cuatro categorías (A, B, C i D). A mejor calidad embrionaria más posibilidades de implantación.

Desarrollo embrionario y cultivo hasta blastocisto

Transferencia embrionaria

Prueba de embarazo: La “beta espera”

CONTACTA CON FERTILAB

Para más información sobre el estudio de fertilidad, pide tu cita rellenando el formulario. Nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.

He leído y acepto las condiciones legales*