Ella

¿En qué consiste la transferencia embrionaria de la fecundación in Vitro?

0
  • Compartir

La decisión de tener un hijo es una de las más importantes que vas a tomar a lo largo de tu vida. Pero el proceso no siempre es tan idílico como debería. Cada vez con más frecuencia las parejas tienen dificultades para concebir, llegando incluso a ser imposible hacerlo de forma natural. Por ello, las técnicas de reproducción asistida cobran cada vez más importancia.

¿Estás pensando en someterte a una fecundación in Vitro? En Fertilab Barcelona te contamos en qué consiste y la importancia de la transferencia embrionaria dentro del proceso. La maternidad y paternidad están ahora más cerca. 

La fecundación in Vitro

La FIV es la técnica de reproducción asistida en la que la unión de los óvulos y de los espermatozoides ocurre en el laboratorio para llegar a conseguir embriones que serán transferidos al útero días después. 

El embrión necesita incubarse en el ambiente adecuado para desarrollarse (temperatura, oscuridad, osmolaridad, pH y nutrientes básicos). En el laboratorio de reproducción asistida y embriología de Fertilab Barcelona intentamos que el ambiente sea lo más parecido posible al que ocurriría en las trompas de Falopio. Idealmente, intentamos conseguir el crecimiento de unos 8-10 folículos entre ambos ovarios. De esta forma aumentan las posibilidades de conseguir un embrión viable para implantar.

Transferencia embrionaria: ¿Qué es? 

 La transferencia embrionaria es uno de los pasos finales del tratamiento de fecundación in Vitro. La transferencia de embriones al útero es un procedimiento ambulatorio que se realiza sin necesidad de anestesia. Este procedimiento dura alrededor de 15 minutos y consiste en depositar los embriones en el interior de la cavidad uterina. El proceso de implantación del embrión se inicia al quinto día de la fecundación. 

Además, en algunos casos la transferencia puede realizarse a las trompas. De ser así se hará por microlaparoscopia y la paciente recibirá anestesia general. Después de la transferencia se debe permanecer en reposo por dos horas. En general, también se recomienda al menos reposo relativo por los siguientes tres días, aunque esto no es obligatorio. 

Once días después de la transferencia puede medirse en la sangre de la mujer, una hormona (BHCG), que permite documentar la presencia o no de embarazo. Esta hormona duplica su valor cada 1.5 a 2 días. De esta manera, mediciones seriadas pueden aportar información útil relativa a la calidad de la gestación antes de ser visible con ecografía.

Hay que tener en cuenta que, en Fertilab Barcelona, la tasa de parto (niño sano en casa) por ciclo es del 42,39% y en mujeres menores de 35 años el porcentaje de éxito aumenta hasta el 63,5%

Tanto si quieres ser madre soltera como si tienes problemas para quedarte embarazada con tu pareja, la FIV puede ser la técnica de reproducción asistida más conveniente para ti. Nuestra primera consulta te saldrá gratis para que podamos hacer un reconocimiento previo de la situación y encontrar la solución más adecuada a tu caso.

Contacta con nosotros si quieres más información. Hacemos realidad tu deseo de tener un bebé. 

Recent Posts

Leave a Comment